Madonna crea polémica en su primer concierto


LOS ANGELES, EEUU (Reuters) - Madonna siempre se ha deleitado con la controversia y con el reciente lanzamiento de su gira "Sticky & Sweet," la estrella de música pop de 50 años inició un nuevo escándalo al comparar en un video a John McCain con Adolf Hitler.

La disputa es la última en una carrera de maniobras arriesgadas que han dado una excelentes beneficios a Madonna, cuyas giras y discos por largo tiempo han mezclado la música con la política, el sexo y la religión.



Al comenzar su gira mundial en Cardiff, Gales, durante el fin de semana, Madonna mostró un montaje de imágenes de video que yuxtapone imágenes de Hitler con las de McCain, el senador republicano por Arizona que compite por la presidencia frente al senador demócrata Barack Obama.

La campaña de McCain criticó fuertemente a Madonna, con un portavoz diciendo a los medios que el video era "escandaloso, inaceptable y crudamente divisivo."